Centro de conocimiento
Guías y reportes

Alimentos y bebidas: sector se ve impulsado por la tecnología de pagos

El sector de alimentos y bebidas fue uno de los de mayor demanda en 2020 y enfrenta un escenario de oportunidades

23 mayo, 2021
 ·  5 minutos
Alimentos y bebidas: sector se ve impulsado por la tecnología de pagos

El año pasado, y con el confinamiento en el hogar, el sector de alimentos y bebidas se vio impulsado, siendo esta una de las categorías de mayor demanda en línea. De acuerdo con laAsociación Mexicana de Ventas Online, el sector de alimentos destacó como el de mayor interés para comprar en línea durante la primera mitad del año anterior, con un 60% de preferencia.

Ejemplo de ello fueron los incrementos que vieron algunas cadenas del sector durante 2020. Datos de Adyen indican queDomino’s Pizza, por ejemplo, vio un incremento de 22% en sus transacciones, mientras que Uber Eats reportó un aumento de 149% en sus pedidos durante el mismo periodo.

Lo anterior se debe a que los hábitos de los consumidores cambiaron notablemente el año pasado. Ante ello, el sector enfrenta un escenario retador hacia lo que resta de 2021, pero con enormes oportunidades de apoyarse en tecnología de pagos para mejorar sus procesos y la experiencia del cliente, así como elevar su nivel de ventas.

¿De qué tecnología hablamos y cómo utilizarla para impulsar el sector?

1. Aceptar pagos sin contacto

Los pagos sin contacto son fundamentales en una época en la que, según datos de Adyen, el 29% de los consumidores aún se muestran reacios a acudir a restaurantes y bares físicos, y admiten estar preocupados por el contacto con otras personas y mobiliario en los establecimientos.

Sumado a ello, el 51% dice que quiere que las empresas utilicen tecnología para mantener una distancia segura en el proceso de pagos y el 54% preferiría una alternativa a las terminales, ya que en ellas el contacto existe y preferirían no tocar nada.

Una alternativa es la tecnología de campo cercano (NFC, por sus siglas en inglés), donde destacan las billeteras digitales como Apple Pay, que llegó a México de manera reciente, y Google Pay.

Gracias a los métodos de autenticación seguros (como contraseñas, huellas digitales y reconocimiento facial), esta tecnología tiene prácticamente una infinidad de posibilidades para hacer eficiente el proceso de pago del usuario, todo sin necesidad de tocar más que su celular.

2. Disponibilidad total para el cliente

¿Cuándo fue la última vez que pediste una pizza mediante una llamada telefónica? Los comercios del sector deben diversificar sus puntos de contacto con el consumidor, ya que este hoy quiere hacer un pedido cuando quiera y en el entorno que desee, lo que da origen alcomercio contextual. Es decir, ofrecer una experiencia de compra, sin fricción, que se adapte al entorno y/o contexto inmediatos que rodean al consumidor.

Es por eso que las empresas deben voltear a ver hacia plataformas como Instagram y WhatsApp, en donde pueden tener interacción directa con el consumidor, agilizando los procesos de ventas y elevando su nivel de satisfacción, permitiéndole ordenar como quiera. Adyen ofrece soluciones como Pay-by-Link (PBL), que permite al consumidor pagar mediante un enlace. Es decir, cuando el cliente adquiere un producto, la plataforma automáticamente genera un link de pago que puede ser enviado vía correo electrónico o desde una aplicación de mensajería instantánea, donde el usuario ingresa sus datos bancarios y se confirma el pago de una forma más sencilla y segura.

Lo anterior genera una experiencia omnicanal alrededor del cliente, ya que este se ubica en el centro de la operación con la posibilidad de concluir la compra desde el canal que desea, ya sea físico o digital, todo sin interrupciones ni fricciones para concluir la compra. Una encuesta de Adyen revela que el 73% de las empresas necesitan ofrecer estas propuestas multicanal, incluso cuando la pandemia haya terminado.

3. Pagos mediante redes sociales, el futuro

Aunque en México aún no se implementan los pagos mediante plataformas como Facebook Messenger, existen mercados en los que el éxito de esta tecnología ha sido probado. En el Reino Unido, la compañía Flyt trabajó de la mano de Adyen para ofrecer a los restaurantes la posibilidad de cobrar mediante esta plataforma de chats.

El cliente, al momento de pagar, ingresa a Facebook Messenger y abre un chat con la cuenta oficial del restaurante, que previamente debió implementar la solución. Después, elige la ubicación de la sucursal, el número de mesa, y recibe el monto a pagar. Entonces, selecciona un método de pago previamente guardado y aprueba la operación en un clic. Este proceso acorta el tiempo de la transacción, la facilita y evita el contacto con el personal del lugar. Adyen procesa dicho pago y se envía la confirmación a la caja registradora del restaurante, todo en tan solo 45 segundos.

Cifras de Adyen señalan que en el piloto implementado con restaurantes británicos, este bot registró el 14.5% de los pagos y tuvo una tasa de conversión máxima del 69%. Considerando que Facebook Messenger tiene 1.3 millones de usuarios activos al mes en el mundo, el potencial de esta tecnología es enorme.

Los anteriores son algunos ejemplos de cómo la tecnología y las soluciones digitales de pagos, como las que ofrece Adyen, juegan un rol fundamental para mejorar la experiencia de los consumidores del sector de alimentos y bebidas, cuya demanda es alta y que enfrenta la necesidad de atender a clientes que buscan rapidez, eficiencia y una experiencia óptima.

Si quieres saber cómo la tecnología de Adyen puede ayudar a tu negocio a implementar este tipo de soluciones,contacta a nuestros especialistas.




Regístrate en nuestra newsletter

Suscríbase a nuestras alertas

Confirmo que he leído la Política de Privacidad de Adyen y estoy de acuerdo con el uso de mis datos.